Peregrine Church, un mago del arte de la ciudad de Seattle que decidió saltar del campo de la magia al del arte urbano. Para ello, creó el “rainworks”.
Como su nombre lo dice, se trata de piezas de arte urbano que “únicamente reaccionan” con el agua o la lluvia de Seattle, una ciudad donde la lluvia hace acto de presencia durante gran parte del año y que gracias a este acto de magia, crea la situación perfecta para crear arte urbano que depende de una condición climatológica.

Las “rainworks” duran desde 4 meses hasta 1 año, dependiendo del desgaste del cemento. Incluso, buscando evitar cualquier confrontación con la ley, el artista se aseguró de no romper ninguna en Seattle. En su sitio web, aclara que su obra es “completamente legal, puesto que sus obras son temporales, no dañan la propiedad y no buscan publicitar nada”.

221-458x257

103

DCIM101GOPROGOPR2591.