650_1000_dolby_theatre_(1)

El rol que juegan Dolby y sus tecnologías en el teatro en el que se celebra la ceremonia de entrega de los Oscar desde 2002 va mucho más allá de su nombre. Esta empresa estadounidense se ha encargado de sonorizar la sala que esponsoriza, un espacio multiusos con una capacidad de 5.500 metros cuadrados y 3.400 butacas. Ahí es nada.

Durante la mayor parte del año el teatro Dolby es un cine equipado con una pantalla de 18,2 x 9,7 metros y 215 altavoces que lo hacen compatible con Atmos, la última tecnología de sonido envolvente desarrollada por Dolby. Pero cuando se acercan los Oscar es necesario transformar este gigantesco cine en un espacio apto para una de las ceremonias más mediáticas del planeta. Y esta metamorfosis no parece nada sencilla.

La infografía que tenéis debajo de este párrafo explica con bastante claridad cuáles son los pasosque los operarios del teatro Dolby llevan a cabo cada año para adecuarlo a las exigencias de la gala de los Oscar. Entre otras cosas, es necesario retirar la pantalla y su sistema de aparejos, los motores que lo accionan y varias toneladas de cables. Lo que permanece son los 65 altavoces necesarios para proyectar el sonido hacia todos los rincones de la sala.

Fuente: XATAKA